Últimas aventuras, tercera parte…

Familia!! Amigos!!! Ya estamos aquí con la última entrega de las crónicas de “Gira 2012 que nos quiten lo bailao” Bueno en el anterior post nos quedamos en el aeropuerto… Con la intriga de saber que iba a pasar, perderíamos la conexión? Recuperaríamos el tiempo de retraso en vuelo? En fin, allí nadie se mojaba y nosotros con las maletas facturadas diciendo, que hacemos quillo? Llamamos a aita y ama o que? “Pero es que no sabemos que va a pasar” Menudo jaleo… Bueno al final el vuelo salió con una hora de retraso, pero nos dijeron que no estaba todo perdido y que seguramente llegaríamos a tiempo para hacer la conexión, así que pillamos el vino, las mochilas y los cachibaches y nos subimos a la maquina en cuestión.

Y bueno ya se sabe que una vez te subes al avión empiezas a pensar en el momento de llegar, pero aún así las primeras horas de vuelo dieron pie a esas reflexiones ruteras, y a darle el último vistazo al país desde arriba, muy fuerte. Así se nos fue pasando el rato hasta que llegó el momento de la cena, una pastica con tomate que estaba bastante buena, un poco de ensalada y pan frío. Por aquí dejo la foto.

Y lo de siempre, escuchar algo de música ver algún documental… Alguna turbulencia, algún niño que llora y poco más. 10 horas después y tras maldormir a ratos, pasan el aviso por megafonia de que estamos a punto de aterrizar en Bogotá… Con una hora de retraso, madre mía que jaleo, las 12 de la noche, un jet lag que flipas, y nos obligan a recoger el equipaje y volver a facturarlo, y a todo esto sin poder llamar a casa… Bueno una liada, que allí todo el mundo pasaba de nosotros y nadie nos aclaraba nada, y nosotros con la inauguración del local a la vuelta de la esquina. Después de poner las reclamaciones pertinentes y conseguir llamar a casa, nos llevaron a un hotel.

Bueno, que decir, el hotel estaba guapo, pero nada del otro mundo, mucho 5 estrellas mucho lo que quieras pero… sin más. Intentamos volver a llamar desde allí con los bonos que nos habían dado pero no había manera “que estaban las lineas congestionadas” Me dice la quilla! Y yo con Endi al lado ya a punto de liarla, en fin tras mosquearnos sin mucho sentido decidimos ir a cenar a ver que tal. Pfff sin más, que no nos dan arroz con pollo? Mi mare!!! Pero bueno no pasa nada, cansados decidimos ir a la habitación a descansar un rato. La habitación si que estaba guapa, buenas vistas de Bogotá, y unas camas de lujo!

Allí caimos derrotados que ya nos hacia buena falta!! A la mañana siguiente con el tema del jet lag nos levantamos súper pronto y nos dio tiempo a desayunar, (esta vez el buffet si que estuvo al nivel)

Y luego volver a descansar un rato más ya que el avión no salía hasta las 4 y pico de la tarde… Estuvo bien para relajarnos un poco, pero vaya jaleo. Después de ir otra vez hasta el aeropuerto y dar un par de vueltas, embarcamos en el avión que en un par de horas nos dejaría de nuevo en Ecuador.

Vaya aventura, estabamos en el control de equipaje de mano, y al pasar las mochilas por el escáner, se empieza a ver el pastel… Las barillas, una tapa de una cazuela, el jungle speed, los ladrillos, el porrón… Nos abren la mochila y el de seguridad pilla justo la botella de Iturrigorri. Y nos dice que no la podemos subir al avión por que es un objeto contundente y puede ser peligroso… Bueno le calentamos un poco la cabeza diciendole que en Madrid no nos habían puesto problemas y que veníamos con una conexión perdida y que no teníamos que estar pasando ese control y al final todos tan amigos. Después de este pequeño incidente  subimos al avión y empezamos a pensar en la que se nos venia:

Bogotá Guayaquil, Guayaquil, Cuenca… Madre mía, otra vez avión, despegue, turbulencias, comida un poco roñosa… Pero bueno le dije al azafato, “Quillo!Ponte medio vaso de vino, y medio de Coca-cola, que si no esto no hay quien lo aguante!” jajajaja el colega flipando, pero la verdad que le quedó bastante rico el Kalimotxo aviador. Y así sin casi darnos cuenta llegamos a Guayaquil, aeropuerto vacío, y un calor que te mueres!!! Se nos había olvidado el calor tan sofocante que hace en Guayaquil, y nosotros con todas las maletas, el ordenador… Bueno a la salida estaba amatxu esperandonos y la verdad que fue un reencuentro muy guapo, pero una vez en tierras Ecuatorianas fue cómo que todo el viaje se habia comprimido y quedado ya incorporado en nuestros cuerpos y corazones, así que la aventura continuaba. Taxi hasta la estación de autobuses, pillar los billetes para Cuenca, subir al andén darle un par de chapas al mozo que nos ayudó con las maletas y venga! Que nos vamos pa Cuenca!!! Ya en el autobús tuvimos tiempo de charlar con Ama y hacerle un pequeño resumen del viaje. Pero no podíamos evitar acelerarnos y querer compartir todas las locuras que hemos vivido en este viaje. El trayecto se hizo largo las 4 horas pesaron bastante, maldormimos un rato, y cuando nos quisimos dar cuenta… La ciudad de Cuenca volvía a aparecer ante nuestros ojos. Al rato llegamos a la estación de buses, cargamos todo en un taxi, y para casa! Poco a poco íbamos reconociendo las calles de la ciudad, la noche nos había atrapado en medio del trayecto y las calles adoquinadas reflejaban las luces naranjas de las farolas. 🙂 Al poco aparecemos en nuestra calle y en un balcón asomado estaba Aita!!! Vaya sensación!! Subimos todo a casa y por fin los 4 tranquilos, y a puerta cerrada, conseguimos aterrizar en la ciudad. Y empezó el festival abrimos las maletas y empezó a salir de todo:

El ordenador (que ha llegado bien) las cazuelas, una sartén, los peladores, el turron, el vino, las postales, la bota, el cuadro del Athletic(gracias abuelilla) El plato de bilbao, una huchacerdo… De todo vamos!

Hasta los peluches de toda la vida, que los tengo aquí a mi lado! Tras un breve recorrido por la casa creo que fuimos a ver el local… Y bueno ya lo habéis visto… Nosotros nos quedamos flipaos, cenamos algo rápido y a descansar. A la mañana siguiente ya estabamos preparando toda la intendencia para poder abrir el dia 2. Finalmente decidimos retrasar un día la apertura para no pillarnos los dedos. Poco a poco fuimos poniendo las cosas en su sitio, llevamos a imprimir las fotos de Bilbo para ponerlas, fuimos buscandole su lugar a todas las cosas que habíamos traído y haciendonos al local. Poco a poco nos fuimos aclimatando a la ciudad al cambio horario, y sin darnos cuenta llegó el dia de apertura… Que buen rollo! El tema es que después de haber estado un año en Montañita estabamos súper relajados, con la sensación de seguridad que te da la experiencia. Y la apertura fue algo así cómo “Abrimos, no?” Venga va! Y ya estaba el local en marcha! Al rato llegó la primera clienta, una amiga que han hecho aita y ama que lleva viviendo en Cuenca creo que 6 años o por ahí y muy buen rollo, las croquetas big size están siendo un éxito!

Y aquí andamos poco a poco terminando la decoración del local, ayer trajeron las dos mesas que nos faltaban, el martes nos dan los flyers, ya tenemos cartel en la fachada… Vamos viento en popa!!!

De momento eso va siendo todo, me toca dejaros que estan todos en la tasca y empezaran a echarme de menos, ha sido un placer compartir con vosotros esta serie de “Últimas aventuras” Espero que hayáis disfrutado igual que nosotros al recordarlas, os mandamos un fuerte abrazo a todos, gracias por estar ahí, por acogernos, alimentarnos, liarnos, ha sido un gran viaje y por eso y más os decimos a todos:

Anuncios

Últimas aventuras, segunda parte…

“Y allí al final de la escalera mecánica nos aguardaba el momento esperado y tantas veces soñado: Asier, Janire, Andrea, Endika lagares, Aketza y Garazi esperaban sentados la aparición de los Hr jajaja”

Así terminábamos la anterior entrada, justo en el momento crucial de llegar al final de la escalera y reencontrarnos con los colegas de la infancia.¿Queréis saber que pasó? Bueno, pues atentos que va!

Gran momento, muy emotivo y muy fuerte, el tema es que ellos al compartir pueblo pues bueno no estaban muy shockeados de verse entre ellos, pero nosotros… No cabíamos en el cuerpo!!! No parábamos de mirarles de arriba a abajo y de preguntarles que tal todo, cómo estaban y gritando “Tíos, pero si estáis iguales” Otra de las sorpresas fue ver que la primera niña de la cuadrilla ya esta en camino y es que Janire tiene previsto dar a luz en noviembre!!! Felicidades una vez más desde aquí!!

Pasados los primeros momentos de abrazos y locuras, fuimos a una terracita dónde tomar algo y ponernos al día poco a poco, fue cuando estábamos allí que llegó Olatz, otra colega del grupo de Endi a la que flipamos de ver.

Ahí estuvimos, les enseñamos la carta del local, la guía de Ecuador y poco a poco nos fuimos poniendo al día, la verdad que fue un rato muy enriquecedor y muy pleno. Para nosotros el sentirnos en casa después de tanto tiempo y ver cómo todo el mundo tenia tantas ganas de vernos cómo nosotros a ellos fue una experiencia única. Gracias a todos por venir, en serio! Cómo digo fue una experiencia increíble revivir aventuras, recordar anécdotas, y conocer de nuevo a los colegas de la infancia.

Por desgracia, y cómo ocurre siempre las horas fueron pasando y empezó el momento de la retirada, hasta que no se sabe cómo, nos quedamos Endi, Andrea, Garazi y yo ¿Quién sabe? ¿Será que no queríamos terminar ese momento? ¿O simplemente era que teníamos ganas de liarla? Sea por lo que fuere decidimos alargar la noche yendo a Baraka. ¡Que decir! Ya era hora de compartir momentos locos de esos que hemos vivido cada uno en nuestras ciudades pero todos juntos, muy buen rollo y a tope con el Kalimotxo! Que se note dónde estamos!!!

Al día siguiente bastante perjudicados decidimos poner rumbo a Vitoria dónde nos esperaba Lorena!!! Claro que sí!! Por cosas de la gira al final retrasamos la visita pero finalmente nos juntamos en Vitoria ni más ni menos! Allí estuvimos recordando viejos tiempos, tomando unos pintxos unos zuritos…

Cómo siempre muy buen rollo del de verdad, ahí estuvimos reflexionando sobre la vida, el amor, y todo lo vivido, sin duda una gran experiencia que ya tenemos ganas de repetir! Y una vez más la gira continuaba, tras una emotiva despedida en la estación de buses (dónde si no, que somos los Hr!) Nos despedimos de Lore y de una Vitoria lluviosa. A los pocos minutos nos subíamos en el bus con destino a Baraka dónde después de cenar en el famoso Japo con Ibai y er tio, nuevamente nos aguardaba una noche loca de esas que pasan a los documentos clasificados de la gira 2012… Sólo puedo decir: ESTO ES BARAKA SHOOOOORE!!!! 😉

Y al día siguiente tras resucitar de cualquier manera, otra vez dónde la abuela!! Menuda tortillaca de patatas que nos comimos jajaja! Menos mal que la familia nos cuida y alimenta que si no!!! Jeje nos quedamos por el barrio liandola un rato, fuimos a dónde Iñigo a echar unas partidas y luego ya el colofón. Último sábado de la gira… Casco viejo, Asier que llama para sacarnos por ahí y nosotros que no decimos que no, ahí que vamos al Muga a recordar viejos tiempos aquellos en los que Endi y yo compartíamos Kases de naranja en el Batxoki, en el Muga, Bisitza… Cómo pasa el tiempo!!

Allí de nuevo no se cuantos años después estuvimos reunidos, comimos, bebimos y nos reímos mucho, Asier acompañado de Nerea, estaba pletórico, fué un gusto verle así de feliz, dándolo todo de nuevo!!! Más tarde se empeñó en liarnos para salir por ahí madre mía! Al final se nos juntó Alain otro colega de toda la vida que no tardo en arrancarse y meternos la fiesta en el cuerpo, y luego ya… Pues casco viejo, que os voy a contar, somera, el K-2, la gente, los vinos, los kalis… Bilbao en pleno esplendor… Momentos muy grandes, muy emotivos, muy intensos, fue increible recordar anécdotas y vivir nuevas, de esas que se cuentan años después, muy grande la noche.

Y una vez más se hizo de día y con el una nueva aventura llegaba, tocaba despedida, se acababa la gira… Último domingo, y para no perder la costumbre a la cervecera a comer, ya sabéis no hay mejor manera de revivir que un buen chorizo a la sidra, unas buenas morcillas (no tan buenas cómo las de Burgos, gracias Lore) Un poco de pimientitos, croquetas, tortillas (que no falten) Y lo mejor de todo, la familia junta y unida, faltaban aita y ama, pero esa tarde disfrutando de una merienda en casa de la abuelilla se hicieron presentes vía telefonica, ahi estuvieron contandonos las aventuras de Ecuador, de la tasca, de las mesas, la carta… Madre mía la que tienen liada!!! Ahora que lo veo alucino con lo que les ha cundido este mes!!! Tras la últimas despedidas decidimos ir a casa de Iñaki para poder despedirnos de él Justin y Ainhoa.

Y

Que buen rato pasamos, muy emotivo y motivador, nos dieron fuerza para seguir y los mejores deseos, esos ánimos son los que nos empujan ahora a darlo todo por aquí, muchas gracias a todos!

La noche seguía y tras ir hasta Baraka llegó el momento de la última cena en casa der tio y el momento de apretar con el tema de las maletas que digamos, las teníamos a medias… Jajaja, asi que nos pusimos manos a la obra, los discos, libros, cazuelas, la bota, el porrón, el jungle speed… Todo tuvo cabida en las maletas ruteras, hasta un ordenador que habia por ahí ha llegado sano y salvo hasta Ecuador!!!

A la mañana siguiente, una fugaz despedida mañanera y viaje lacrimógeno hasta Madrid, una vez allí con la cabeza y el corazón a mil, tocaba ponerse las pilas, facturar el equipaje y hacer las últimas compras en el duty free, que era el Wine Festival!!!

Había que aprovecharlo!!! Jajaja una vez todo estuvo facturado llegó el momento de las últimas despedidas telefonicas y los últimos mensajes. Fue muy reconfortante y nos dio muchísimos ánimos la oleada de mensajes que nos llegaron deseandonos buen viaje y dándonos ánimos para esta nueva etapa, mil gracias a todos por estar ahí hasta el último minuto. Ya estaba todo hecho, pero oh sorpresa! Resulta que el vuelo salía con una hora de retraso y era probable que perdieramos la conexión en Bogotá… Que pasó? ¿Consiguieron los Hr llegar a tiempo? ¿Salieron de fiesta por Bogotá? ¿Les indemnizaron y estan de vuelta por España?

Todo esto y mucho más lo contaremos en la tercera y supongo que última parte de las aventuras de la gira 2012, gracias a todos por estar ahí! Os queremos!!!

Ultimas aventuras, primera parte…

Madre mía familia!! Cómo se nos ha pasado esta última semana de gira, menos mal que actualizamos el día después de Extremoduro, por que a partir de ese día empezamos a apretarle y se nos fueron juntando los días uno tras otro, imposible parar un minuto, vaya fin de gira!!! El día después de Extremoduro estuvo bastante guapo ahora mismo ya no recuerdo bien lo que hicimos, si no me equivoco creo que fue cuando empezamos a hacer las últimas compras y atar los últimos cabos, ya se sabe, preparar el equipaje, recoger un poco la casa, visitar a la familia… Y hacer las últimas excursiones, una de ellas, la última y parte importante de nuestro viaje, era volver a Santurtzi, el lugar que nos vio crecer en nuestra temprana infancia, habia que volver y disfrutar de los días de sol que estábamos teniendo. Cómo siempre Santurtzi nos recibió con los brazos abiertos, estuvimos deambulando por el pueblo, reencontrandonos con los escenarios de nuestra infancia, el parque que ahora tiene una parada de metro, la tienda de ama, la cuesta de los leones, el parque de la iglesia, el colegio, el instituto… Y cómo siempre pasa algo que cambia el rumbo del día pues finalmente tuvimos un encuentro de esos que te deja “to loco” jajaja. Resulta que mientras estabamos en la tienda dónde trabajaba ama cuando éramos pequeños, de repente se abre una puerta y sale Chechu!! Toma ya!

El amigo de aita y ama, de cuando estábamos viviendo allí en Santurtzi. Vaya tela hacía igual quince años que no le veíamos o incluso más!!! Fue un momento bastante emocionante y ahí pasamos un rato de mañana contando batallitas y poniendonos al día, vaya tela con los Hr jajaj! Y ya cuando nos íbamos a despedir dijo “espera espera que llamo a mi hija” ( con la que jugabamos cuando éramos unos niños) Bueno fue ponernos al teléfono y empezar todos a flipar vaya tela! Que fuerte… Increíble, así que al día siguiente decidimos quedar para vernos y ponernos al día.

Después del encuentro con Chechu, nos quedamos con ganas de más, previamente esa mañana habíamos ido a casa de Asier, que creo que no necesita muchas presentaciones… Colega de Endika y de la familia de toda la vida de esa edad en la que se montan las “bandas del patio” jeje. Asier junto al resto de la peña de Santurtzi fueron nuestros colegas de infancia, y había que verles… Así que fuimos a probar suerte de nuevo y… nada. A partir de ese momento empezamos a arrepentirnos de no haber avisado con más tiempo de que ibamos a Santurtzi, de tratar de encontrar a la peña… Y no había manera, empezamos una búsqueda por las zonas del pueblo que soliamos frecuentar con 12 años…

Pero evidentemente todo había cambiado, hasta fuimos corriendo al ciber a escribirle un correo a Garazi mi colega de clase de primaria!!! Pero tampoco hubo respuesta, un poco abatidos y cargandonos de culpa, decidimos seguir recorriendo esos lugares que nos vieron crecer, incluso volver a algún portal que nos sonaba de cuando éramos pequeños, pero por desgracia los interfonos estaban sin nombres, letras, pisos…

Así estuvimos hasta que nuestros pasos una vez más nos llevaron a casa de Asier, y esta vez tras llamar un par de veces con cierta desesperación vimos movimiento en la ventana, alguien se asoma! Es la madre de Asier!!! Le saludamos y tras unos instantes, NOS RECONOCE!!! Vaya tela, subid, subid! “Pero que hacéis aquí?” “Ya veréis cuando se entere Asier” Resulta que Asier estaba en el curro y le quedaban todavía un par de horas para llegar, a los Hr se nos empezaba a hacer tarde para volver a casa, ya que teníamos una quedada pendiente con los tios. Así que tras pasar un rato de recuerdos y melancolía con la madre de Asier dirigimos nuestros pasos hacia Barakaldo. No sin antes dejarle nuestro número y datos para que nos llamara más tarde. Algo abatidos pero motivados por el encuentro con la madre de Asier fuimos tirando para casa. Hasta que al rato suena el teléfono, Asier emocionadisimo nos dice que tenemos que quedar de manera obligada, así que concretamos la cita para el jueves. Algo más tranquilos continuamos para casa. El tema es que el jueves ya habíamos quedado con Mikel y Aritz por la mañana para que nos contasen sus aventuras, y “tomar unos vinitos por Algorta” Una vez más los Hr nos veíamos sobrepasados por toda esta locura pero supimos encajarlo todo para que funcionara. Y así se nos hizo el miércoles una vez más decidimos bajar al Casco para ir terminando las compras para el local que nos faltaban, y aprovechando para ir a comer algún pintxo de esos que ponen allí.

Aún conmocionados por haber conseguido contactar con Asier, vamos andando por el metro y veo que me adelanta una chavala con cara conocida, y le digo a Endi, “Quillo, que creo que esa de ahí es Andrea, corre corre!” Así que Endika acostumbrado ya a abordar a la gente por su pasado repartiendo flyers en la playa de Montañita se le plantó delante a la chavala y… ERA ANDREA!!! Toma ya!!! Vaya momentazo en el metro!! Gritos, saltos, abrazos… y es que hacía igual 14 años que no nos veíamos!!! Esperanzados y emocionados acompañamos a Andrea hacia el Casco, casualidad que iba a clase y de paso a comprar unas entradas para una fiesta, que casualidad!!! Fuimos apurando los minutos hasta la hora de entrada a clase y de repente la quedada con Asier se convirtió en una merienda de ex-alumnos,ya que Andrea pretendía invitar a todo el que pudiera, antes de marcharse inmortalizó el momento con el móvil y le envió el enlace a Garazi por el wats app ese de los modernos de ahora. Nos despedimos y acordamos vernos al día siguiente, esta vez sí!

El fin de gira se ponía interesante y prometedor, estábamos flipando de la que se nos venía encima íbamos a ver a toda la peña!!! Con el corazón galopante y una sonrisa en las caras nos dirigimos hacia la peña del Athletic en el Casco, con tanta locura se nos había hecho ya mediodía!!!

Allí degustamos una paella de lujo, un solomillo a tope… vamos que nos dimos un homenaje con el menú… Pero aún faltaban cosas por pasar… Más menos a la altura del segundo plato suena el teléfono… Estaba claro, era GARAZI!!! Que había reconocido la foto de Andrea y nos llamaba a lo loco!! Estuvimos hablando un buen rato del viaje y de las locuras de la vida, y es que estábamos en shock! Jaja tras hablar con ella seguimos al tema con la comida pero sin para de brindar y de sonreír por el reencuentro que poco a poco se iba acercando. Y es que tener la oportunidad de volver a juntarse con esos amigos de la infancia con los que se comparte todo desde la inocencia… Es una autentica suerte y orgullo para nosotros. Ya con la sensación plena del inminente reencuentro continuamos la tarde de terminar todas las cosas que nos quedaban esa tarde creo que llegamos pronto a casa o fuimos a ver a alguien más y luego ya para casa a preparar la maleta y mentalizarnos para la que se nos venía! A la mañana siguiente el itinerario estaba claro, empezaríamos en Algorta con Mikel, Aritz y un par de colegas y después iríamos a Santurtzi.

Bueno, que decir! Ahora que han pasado los días me doy cuenta de que una vez más este par de locos encendieron la mecha de la última etapa de la gira, tras un gran reencuentro en Algorta, empezamos el recorrido… Madre mía cómo triunfa la cultura del “Poteo” Un bar, otro, otro, unas rabas, unos tintos, un bocadillito, un pintxito… Se va haciendo la hora de comer pero no importa siguen apareciendo colegas y seguimos de charleta, que si una amiga suya iba al Grao todos los veranos, que si tienes que venir con nosotros que te vamos a llevar a los sitios de locales…

Jajajaja unas buenas risas, así seguimos hasta que lo hora de Santurtzi se iba acercando, nos despedimos de sus colegas, pero Mikel, Aritz y su colega Urtzi iban a tope y con ganas de compartir con nosotros ese gran momento, fue un placer vivirlo con vosotros tíos!!! Así que tras subir al metro y hacer un transbordo por ahí llegamos al Santurtzi! Ni más ni menos que al parque de Guernika! Y allí al final de la escalera mecánica nos aguardaba el momento esperado y tantas veces soñado: Asier, Janire, Andrea, Endika lagares, Aketza y Garazi esperaban sentados la aparición de los Hr jajaja.

Hasta aquí familia la primera parte del relato, ya está todo escrito pero lo vamos a ir subiendo poco a poco para que no se os haga pesado, estad atentos por que los últimos días de la gira fueron agotadores e intensisimos!!! Os mandamos un fuerte abrazo a todos desde aquí. Por cierto hoy es la inaguracion oficial de la Tasca en Cuenca, y, para ser unos urbanos y estar a la moda aquí os dejo el Facebook del bar, ale ale a difundirlo!!!

Hr, Gira 2012. ¡Que nos quiten lo bailao!

Así es familia, lectores varios y amigos. Anunciamos oficialmente la Gira 2012 de los Hermanos en Ruta, y es que tal y cómo están las cosas por España y Europa, hemos tenido que tomar cartas en el asunto… La crisis, los recortes, las nuevas leyes… Todo eso nos hizo reflexionar y volver a coger las mochilas, son ya 2 años desde que salimos de España, dos años llenos de locuras, aventuras, viajes y experiencias. Así que un día de estos le dije a Endika:

-Quillo, ¿y si hacemos una gira?

-La verdad que ya va siendo hora.

-Se llamará “Hermanos en Ruta, gira 2012 ¡Que nos quiten lo bailao!

Tras reflexionarlo durante varios días hace un par de semanas nos pillamos los billetes y confirmamos las fechas, es oficial, el día 25 de Septiembre, aterrizamos en Barajas. Vía Bogotá!

Si señor!! La gira 2012 nos llevará por la geografía española, dónde recorreremos las provincias de Bizkaia, Valencia, y seguramente Burgos y Teruel. Toma ya!!!

Durante ese mes procuraremos disfrutar al máximo de los amigos, la familia, y por supuesto ese buen comer que hay por allí. Vamos dispuestos a traernos unos kilos de más!!!

Estamos realmente emocionados con la idea, ya tenemos muchas ganas de reunirnos con nuestra querida Villa de Bilbao, disfrutar de unas rabas, y por supuesto unas cañas en la Alcarria. ¿Quién sabe? Igual hasta hacemos un poco de surf por el norte!

De momento eso es todo familia, ya estamos contando los días que quedan para vernos, un fuerte abrazo desde aquí!!!