La vuelta…

Supongo que todo tiene un final, los ciclos, las etapas, las épocas de la vida…
Nuestra aventura por la Patagonia empezó a acabarse el día que salimos del Chaltén hacía el Calafate, en ese momento Iker y yo ya suponíamos que hoy estaríamos en casa (no lo publicamos para dar la sorpresa a Aita y Ama) Así que pasamos un día en Puerto Madryn, y el sábado por la noche nos subimos al autobús, nos esperaban 20 horas hasta llegar a Córdoba. Un cambio rápido de autobús  y en cinco minutos enfilábamos las 3 últimas horas de viaje hacía Capilla. Sorpresón para aita y ama, y Iker y yo, durmiendo por fin en nuestras camas.
En este largo viaje hemos hecho kilómetros a saco, hemos hecho tropecientas mil horas de bus… Y hemos aprendido, vivido, reído, soñado, visto lugares mágicos, conocido gente increíble… Dios, sentimos que estamos ante el principio de algo grande, esta era la preparación, el bautizo de fuego…

Cómo adelanto os dejamos una foto en el Perito Moreno, los próximos días vamos a hacer la crónica del viaje en imágenes, que ya es hora, de momento, muchísimos besos a todos los que hemos conocido en el viaje, a todos los que nos leéis, y por supuesto a la familia y los amigos muchas gracias por estar ahí.

 

Os queremos.